viernes, 15 de mayo de 2015

7 Consejos para conseguir ser una familia feliz


09/05/2015

Si piensas que tu familia no es todo lo feliz que debería ser, no desesperes, igual son imaginaciones tuyas ya que cada persona entiende la felicidad de una manera distinta. Pero si quieres intentar mejorar las cosas, en tu mano está el cambiarlas.

Aquí están los 7 consejos que te ayudaran a ser una familia feliz:

Comienza por ti misma
Mírate y hazte esta pregunta:” ¿Estoy contribuyendo a la felicidad de la familia o la infelicidad? “. Encontrar la felicidad comienza con la decisión de que vas a conseguir la felicidad para ti y tu familia. Desarrolla una personalidad jovial que transmita tu estado de ánimo a los demás.

Demostrar amor
El amor es lo que mantiene unida una familia. Pero, el amor no se hace; sino que, se vive, se cultiva, se muestra y se expresa de una manera práctica día a día. Cada vez que le dejas ver a tu pareja lo contenta que estás de él; cada vez que les dices a tus hijos lo bien que han hecho los deberes; en cada pequeña cosa puedes decirles "te quiero". Si amas a tu familia debes hacérselo saber. Busca la forma de demostrar amor a cada miembro de la familia y enseña a tus hijos a hacerlo con los demás.

Hablar entre vosotros
Cuando tus hijos lleguen a casa, pregúntales como les ha ido en el colegio y ten una historia preparada para contarles a ellos. Debes dejar a un lado todo lo que hacías hasta ahora y al llegar a casa comparte algo con ellos, ya sea una historia o una pequeña anécdota. La gran ruina de la vida familiar es el aburrimiento, y éste es el que conduce al mal funcionamiento, a las aventuras, y a que los niños prefieran estar con sus amigos que con su familia.

El matrimonio primero
Ofrece ejemplos verdaderos de amor. La relación y el matrimonio deben ser siempre lo primero. Hay familias en las que los niños son siempre lo primero. En consecuencia, ellos se transforman en sustitutos de amor. Esa es una carga injusta que muchos ponen sobre los niños, y también es malo para la familia en general, ya que los niños abandonarán el hogar algún día.

Comer juntos
Los miembros de las familias que cortan el pan juntos, permanecen unidos. Es así de simple. Las cenas familiares son un punto esencial, son un momento para conectarse. Procura al menos cenar juntos, ya que en las comidas es mucho más difícil coincidir.

La familia antes que las amistades
En las familias felices, la familia está antes que los amigos. Establece reglas, pero entiende que los niños también tienen que divertirse. Cuando los niños están aburridos y desganados, comienzan a buscar diversión fuera del hogar, y en ese momento es cuando los amigos se hacen más importantes. Nadie lo duda: la amistad es importante, pero debe estar subordinada a la familia.

Jugar juntos
Ya sea un juego de mesa, juegos en la calle o juegos deportivos, el juego crea un fuerte vínculo. Jugar profundiza los lazos familiares. Responde a esta pregunta: ¿Qué le gusta hacer a mi familia para divertirse? Ya sea que se trate de una actividad planeada o improvisada haciéndose los tontos, añadir un momento de juego todos los días hace a una familia feliz y optimista.


No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Sus comentarios antes de ser publicados serán revisados por el Administrador del Blog